Un Huesca que ha ido de menos a más, con sólo tres tiros a puerta, ha conseguido una gratificante victoria

Marcador final del partido

Marcador final del partido

0. RCD Mallorca: Wellenreuther; Campadabal, Aveldaño, Costas, Joan Oriol; Sissoko (Damià, 59’), Yuste; Pereira, Moutinho (Corominas, 67’), Arana (Bianchi, 46’); Acuña

1. S.D. Huesca: Leo Franco; Aythami, Carlos David, Íñigo López, Morillas; Ros (Bambock, 74’), Manolo; Tyronne (Fran Mérida, 80’), Camacho, Machís; Moya (Máinz, 70’)

Goles: 0-1, Tyronne (64’)

Árbitro: Alberola Rojas (comité castellano-manchego) amonestó con tarjeta amarilla a Manolo (10’), Carlos David (35’), Aythami (84’) e Íñigo López (85’) por parte del Huesca

Incidencias: Partido correspondiente a la Jornada 6 de la Liga Adelante, jugado en el Iberostar Stadium

La misión del Huesca en esta salida al Iberostar, era clara, traerse a casa los tres puntos, y romper de una vez la racha tibia, que hacia que el Huesca estuviese en el penúltimo lugar de la clasificación, y la misión se ha cumplido, en un campo que va a empezar a ser Talisman para los oscenses, ya que también ganaron el partido de Copa.

El once inicial, formado por el Técnico Tevenet, nos envolvía una vez más en un mar de dudas, lleno de cambios, como el debut como titular en liga de Moya, la vuelta al terreno de juego de Iñigo López, Darwin Machis colocado de entrada en banda izquierda, y la colocación de Ros y Manolo como doble pivote en el centro del campo, que el año pasado, funcionó tan bien.

El choque comenzó con un dominio alterno de ambos equipos en el que el Mallorca llevaba la voz cantante, aunque el periodo estuvo marcado por los nervios, ya que ninguno de los dos equipos quería fallar.
La primera oportunidad la tuvieron los mallorquines a los 9 minutos, que Leo Franco evitaba que llegara a buen puerto y a los 10 minutos iba a ver Manolo la primera cartulina amarilla del partido por una falta clara en el centro del campo.

Los del “Chapi” Ferrer tenían la pelota ante un Huesca que se encerraba atrás y se defendía de las primeras embestidas del conjunto mallorquín.
Desde entonces, el Huesca se desperezó y comenzó a tener el dominio de la pelota pero sin crear grandes oportunidades, en resumen Primeros 45 minutos igualados en los que ninguno de los dos conjuntos pudieron perforar la portería rival.

Tras el descanso, como ya nos tiene acostumbrados el mister, no hizo ningún cambio, no así el “Chapi” Ferrer que intento aumentar la fuerza del ataque, introduciendo a un delantero, y si bien fueron los locales, los primeros en avisar, de que no estaba todo dicho, fue Tyronne quien tras una carrera espectacular de Darwin Machís, dijo la última palabra y subió el 0-1 al marcador.

A partir de entonce, el Huesca se lo creyó, firmemente y tuvo varios intentos, aunque no claros, disparos a puerta, Mainz pudo sentenciar a falta de siete minutos para el final, aunque el balón acabó estrellándose en el palo. Fran Mérida que salió en la segunda mitad fue el autor de un gran pase que dejaba solo al ariete oscense, aunque no pudo marcar.

El Huesca sufrió hasta el último minuto las ganas de los locales, que atacaban a la dura defensa azulgrana, que no cedía un milímetro, dando así la satisfacción a la afición oscense con este primer triunfo.

Fotos: La Liga