Los de Guillermo Arenas fueron a remolque prácticamente desde el inicio. Aunque gracias a una buena defensa en la segunda mitad, en la recta final del tercer cuarto conseguían igualar el luminoso y volvían a hacerlo en el inicio del cuarto, lo cierto es que siempre daba la sensación que los locales iban un paso por delante, y lo confirmaron en la recta final para hacerse con el triunfo.

Marcador final del partido

68-IBEROSTAR PALMA  (23+17+14+13) Huertas (5), Biviá (15), Tomás (5), Fornás (7), Grossenbacher (1)-cinco inicial-. Slezas (8), Mockford (2), Medori (11), Costa (3), Zyle (10).

60-LEVITEC HUESCA  (13+18+21+8) Motos (7), Pérez (3), Sans (0), Van Wijk (20), Fontet (9) -cinco inicial-. Adekoya (3), Rodríguez (10), O´Leary (0), Marzo (8).

El primer cuarto vino marcado por la facilidad ofensiva de Palma, que anotó 27 puntos con gran porcentaje en el tiro de dos ya que la gran mayoría de las canastas se consiguieron debajo del aro peñista. Además, los insulares anotaban desde detrás del 6’75 y precisamente un triple de Fornás marcaba la primera diferencia, obligando a Guillermo Arenas a pedir tiempo muerto (13-7). No surtió efecto ya que Palma seguía anotando con comodidad mientras Levitec no acertaba en ataque. El cuarto terminó con una antideportiva a falta de 5 segundos que Palma aprovechó en los tiros libres pero no en la jugada posterior. Con todo, los mallorquines se fueron a la pausa con 12 puntos de renta (27-15).

No salieron finos ambos equipos en el segundo cuarto, ya que no hubo anotación en 3 minutos. La tónica del partido era la misma, con un Levitec sin fuerza defensiva ni respuesta ofensiva, circunstancia que hizo ampliar la renta de Palma hasta los 18 puntos (37-19 a 3:33). El técnico verdiblanco pide tiempo muerto y el equipo reacciona, triples incluidos, para ir recortando la diferencia paulatinamente. A pesar que Xavi Sastre solicitaba un tiempo muerto para intentar cambiar la dinámica, Levitec lograba un parcial de 4-12 que dejaba la diferencia en 10 puntos para los locales al descanso (41-31).

Buena salida de Levitec en el tercer tiempo, con una buena defensa que no tuvo la recompensa deseada en ataque, donde no hubo acierto. A pesar de todo, los de Guillermo Arenas, que habían ajustado mucho mejor la defensa, seguían remando y un triple de Van Wijk elevaba el 45-42 a falta de 4:14. Levitec se había enganchado al partido y más lo hizo cuando un triple de Sergio Rodríguez colocaba el empate a 48 a 2:44 para el final del tercer período. A partir de ahí, igualdad y Adekoya que anotaba un tiro libre con el tiempo a cero que establecía el 55-52 final.

No podía comenzar mejor Levitec el último cuarto: un triple de Carles Marzo empataba el encuentro (55-55) y comenzaba un partido nuevo con todo por jugarse. Pero un parcial de 6-0 para los baleares hizo que los de Guillermo Arenas tuviesen que remar, con escaso acierto y varios errores en ataque (especialmente en una pérdida en contraataque con 65-60 que pudo meter el miedo en el cuerpo a Palma) pero no exentos de lucha y pundonor en defensa, conteniendo a los locales que tampoco estaban finos pero que supieron mantener la renta y ganar el partido con comodidad en un final interminable.

Levitec Huesca afronta ahora una salida entre semana a la cancha de Araberri, el miércoles a las 9 de la noche e intentará engordar el casillero de las victorias.